Adobe Flash se rinde ante el HTML5 y abandona los dispositivos móviles

Adobe ha anunciado que va a dejar de desarrollar Flash para la navegación desde dispositivos móviles. El motivo es que actualmente HTML5 ya funciona en estos dispositivos, en algunos casos de forma exclusiva. Por ello, se ha convertido en la mejor solución para mostrar contenido en las plataformas móviles.


Una de las primeras compañías en abandonar el formato de Adobe fue Apple. De hecho, Steve Jobs llegó a explicar por qué odiaba Flash en mayo del año pasado en una carta abierta.

Sin embargo, Adobe no se ha referido a este episodio en la entrada del blog en la que Danny Winokur, vicepresidente y director general de desarrollo interactivo de Adobe, comunicaba la decisión tomada por la empresa.

En ella, recuerda que “durante más de una década, Flash ha permitido que el contenido más rico fuese creado y utilizado en la web”. Sin embargo, ahora HTML5 “está universalmente respaldado en dispositivos móviles muy importantes, en algunos casos de forma exclusiva”. Esto, explican, ha hecho que el lenguaje se convierta en “la mejor solución para crear y desplegar contenido en el navegador en las plataformas móviles”.

Los problemas de Flash

Pero Flash era una tecnología cien por cien propietaria de Adobe, y además de que los que lo usan deben llegar a un acuerdo para licenciarla (aunque para los usuarios finales sea gratuito) desde hace tiempo se le conocen otro tipo de problemas.

Uno de ellos es que debido a su naturaleza es un ávido consumidor de CPU, algo que los usuarios notan perfectamente cuando visitan páginas con elementos Flash incrustados: el consumo del procesador aumenta y en ocasiones el resto de aplicaciones sufren las consecuencias.

Pero el peor problema no era ese, sino lo que ese consumo implica en dispositivos como los teléfonos móviles o las tabletas: un acortamiento de la duración las baterías, algo que va en contra de la experiencia de usar un aparato autónomo al rebajar drásticamente su autonomía.

A esto hay que añadir que las últimas versiones han sido muy criticadas por venir plagadas de bugs y pequeños fallos que hacían que el navegador se “rompiera” y hubiera que reiniciarlo.

Harto de ver que los problemas de rendimiento, consumo y bugs no se solucionaban, y de depender a una plataforma 100% propiedad de Adobe, el propio Steve Jobs publicó una carta abierta en la web de Apple con el objetivo de explicar por qué no iban a incluir Flash en los iPad.

El asunto fue un poco incendiario, y la decisión bastante cuestionada, pero Jobs tenía razón: el iPad y los iPhone podían vivir perfectamente sin Flash, dado que existían otros estándares para ver vídeos y muchas páginas habían pasado de depender de Flash para usar el HTML5 más moderno, compatible y abierto.

Errores críticos

A pesar de ello, aseguran sentirse “entusiasmados” con la idea y continuarán trabajando “con los actores principales en la comunidad HTML5, incluyendo Google, Apple, Microsoft y RIM”.

Asimismo, han anunciado que, aunque no continuarán desarrollando Flash para que funcione con navegadores móviles después del lanzamiento de Flash Player 11.1 para Android y BlackBerry Playbook, seguirán proporcionando actualizaciones de seguridad y corrigiendo errores críticos para las configuraciones existentes.

No obstante, esto no significa que la compañíe piense abandonar Flash por completo, sino que trabajará en aquellos lugares en los que cree que puede tener “un mayor impacto para la industria”, como los juegos o el vídeo.

Fuente: Abc.es


2 comentarios

  1.   Javier Debian Bb Ar dijo

    ¡¡¡Síííííí!!!! (Aplausos)

  2.   Pollito dijo

    Sinceramente me daq igual si adobe desapareciera por completo ya que no aaporta nada a linux, nos margina a los usuarios linux

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *