La criptomoneda Chia, está elevando los precios de los discos duros

Uno de los grandes problemas con Bitcoin es que cada transacción requiere una cantidad significativa de energía para ser validada. Para evitar tal desperdicio, varias criptomonedas alternativas están abandonando el principio de prueba de trabajo, que es costoso en energía, en favor de otras soluciones como prueba de participación o prueba de posesión, que no requieren una potencia informática especial.

Bram Cohen, el creador de la criptomoneda Chia, se interesó por la prueba del espacio. El principio es simple: cuando se forja un bloque en la cadena de bloques, se propaga a los nodos de la red. Cuando un minero encuentra uno de estos bloques, lo publica en el resto de la red.

Los demás proporcionan la mejor prueba de espacio, es decir, del almacenamiento que pueden poner a disposición de la red. Los tres mejores se distribuyen rápidamente a la red, y uno de los “servidores de tiempo” que contiene confirma la hora en la que se proporcionó la prueba y así válida el nuevo bloque.

La idea es que todo el mundo disponga de espacio de almacenamiento gratuito que podría utilizarse para validar estas transacciones sin generar costes de consumo adicionales.

En resumen, para obtener fichas de Chia, necesitas una prueba de espacio. Cuanto más espacio de almacenamiento tenga, mayores serán sus posibilidades de obtener una prueba de espacio, más fichas de Chia se podrá ganar.

Para ser más precisos, Chia es una cadena de bloques y una plataforma de transacciones inteligentes que tiene como objetivo proporcionar todos los beneficios de una criptomoneda estándar: descentralización, eficiencia y seguridad.

Pero su punto de venta único es la «agricultura», un sustituto de la minería que se supone que no contamina el medio ambiente (en las criptomonedas, la «agricultura» consiste en depositar unidades de una moneda virtual en un fondo de liquidez en un protocolo DeFi, con el fin de beneficiarse de las recompensas. Los prestamistas son recompensados ​​en forma de tokens,

Chia se lanzó en 2017, un lanzamiento que ha sido relativamente discreto en los principales medios de comunicación. Chia Network fue fundada por el informático estadounidense Bram Cohen, quien también inventó el sistema de intercambio de archivos de igual a igual de BitTorrent.

El 3 de mayo de 2021, anunció el lanzamiento de Chiacoin (XCH), que utiliza el almacenamiento en su disco duro para «cultivar» nuevos tokens. Todo lo que necesita son 100 GB de clústeres en una unidad denominada parcelas.

Imagine que se trata de un bloque de datos que ocupa 100 GB de espacio, cada uno de los cuales consta de un clúster. Cuantas más parcelas tenga, mayores serán las posibilidades de cultivar Chiacoin.

Aunque originalmente se suponía que Chia debía aprovechar el espacio de almacenamiento no utilizado de una computadora portátil, las cosas ahora se están saliendo de control, pues los mineros adquieren todo el espacio de almacenamiento disponible en el mercado para mejorar sus posibilidades de conseguir tokens y por tanto, dinero real.

Los mineros utilizan discos duros para asignar la mayor cantidad de espacio posible para la cripto minería o «agricultura» lucrativa y de bajo costo. No obstante, los analistas financieros creen que si bien los precios de los discos duros han subido en las últimas semanas debido a la minería de tokens de Chia y continuarán siendo más altos de lo normal durante algún tiempo.

Como resultado, los precios de los discos duros de mayor capacidad han aumentado en las últimas semanas, ya que los modelos de alta gama se han agotado.

El mercado está experimentando una escasa oferta de discos duros, que es comparable a la situación en 2012 cuando las inundaciones en Tailandia detuvieron la producción de discos duros en el país. En ese momento, los precios promedio de los discos duros aumentaron alrededor del 22%, según Sidney Ho, analista de Deutsche Bank. Esta vez los aumentos de precio no serán tan altos.

Por el lado del análisis del precio de las unidades, se informa que los precios de los discos duros de gama media con una capacidad de 6 TB u 8 TB no han cambiado significativamente en las últimas semanas. Los discos duros de 10 TB tampoco se han vuelto mucho más caros. Mientras tanto, los discos duros de 12TB, 14TB, 16TB y 18TB se volvieron considerablemente más caros en cuestión de semanas (algunos SKU ganaron $ 100, otros se duplicaron).

La gran mayoría de los discos duros de 14 TB a 18 TB son unidades nearline, como Exos de Seagate y WD Gold y Ultrastar de Western Digital. La mayoría de estas unidades se venden directamente a empresas como Amazon Web Services, Google y Microsoft a precios preestablecidos y, por lo tanto, nunca se venden al por menor.


El contenido del artículo se adhiere a nuestros principios de ética editorial. Para notificar un error pincha aquí.

Sé el primero en comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.