Tal y como se suponía, Microsoft ya comenzó a actuar ante la filtración del código de XP

Hace ya varios días compartimos aquí en el blog la noticia de la filtración del código fuente de varios de los sistemas operativos de Windows, siendo el de mayor interés el de XP en g y otros canales en 4chan (si quieres conocer mas al respecto de la nota puedes consultar el siguiente enlace.)

Aparentemente, los hackers habían transmitido el archivo de forma privada durante años. Su autenticidad fue confirmada por un usuario a principios de octubre después de obtener los sistemas operativos en funcionamiento después de la compilación.

Con ello llego el entusiasmo de muchos, pues para los amantes de Linux y Mac, esto podría significar grandes mejoras en cuestión del desarrollo de aplicaciones que permite ejecutar aplicaciones de Windows sobre su sistema favorito.

Pero no todo es tan sencillo como parece, pues en cuestión de días de que se filtró el código de Microsoft que ya había comenzado a hacer valer sus derechos de propiedad intelectual con Google al provocar la eliminación de contenido de video relacionado de su plataforma para compartir videos: YouTube.

La firma Remond continúa con las labores de limpieza y esta vez con su propio servicio de hosting.

«El código en cuestión proviene de una filtración del sistema operativo Windows XP», dijo Microsoft, que suma un equipo para confirmar la autenticidad de estas fuentes que ya ha dado como resultado sistemas operativos funcionales. Es por eso que el equipo de respuesta a incidentes de seguridad de Microsoft emitió un aviso de derechos de autor en el que tiene, entre otras cosas:

Y es que el personal de Microsoft identificó la ubicación del trabajo problemático y al hacer una declaración de que Microsoft no autoriza el uso de dicho trabajo por parte de terceros proporcionó una declaración, bajo pena de juramento civil falso, de que la información del aviso es precisa y pertenece al propietario de los derechos de autor Microsoft.

El repositorio desde el cual se generaron los problemas, era previamente accesible a través de la dirección https://github.com/shaswata56/WindowsXP, el cual ya no es accesible dado que el repositorio se ha suspendido y esto lo podemos comprobar al intentar acceder al enlace.

En cuestión, este repositorio contenía el archivo en línea donde se podrían obtener los códigos fuente para versiones anteriores de los sistemas operativos de Microsoft: Windows 2000, Windows Embedded (CE 3, CE 4, CE 5, CE 7), Windows NT (3.5 y 4), Windows XP, Windows Server 2003, MS DOS (3.30 y 6).

También se incluyen los supuestos códigos fuente de algunos componentes de Windows 10.

Muchos de los archivos que se filtraron a través de este archivo se habían filtrado años antes.

Por ejemplo, el código fuente de algunos componentes de Windows 10 se filtró en línea en 2017.

Los relacionados con Xbox y Windows NT a principios de este año. Otras filtraciones aún más antiguas se remontan a discusiones en listas de correo y foros que se remontan a principios de la década de 2010. La filtración actual es, por lo tanto, una compilación.

Sin embargo, Microsoft proporciona acceso al código fuente de sus sistemas operativos a gobiernos para auditorías de seguridad y a equipos de investigación académica para investigación científica.

Es de estos entornos de donde podrían provenir estas fugas. Por varias razones, la mayoría del software es como cajas negras: sabes lo que hace y aproximadamente cómo lo hace, pero los detalles específicos generalmente están ocultos. El software de código abierto es la excepción a esta regla, pero Microsoft está en el negocio del software propietario o de código cerrado.

Hay varias razones por las que el código fuente de estos sistemas operativos sería interesante.

En primer lugar, tenerlos permitirá a todos crear sus propias variantes de estos sistemas operativos.

Además, permite que las personas comprendan cómo funcionan estos sistemas. Y podría usarse por buenas razones como: para crear software de emulación de Windows en Mac, por ejemplo.

Sin embargo, este conocimiento también podría utilizarse con fines maliciosos. De hecho, si estas versiones antiguas de los sistemas operativos ya no se usan mucho, el hecho es que pueden compartir grandes porciones de código con Windows 10.


Un comentario, deja el tuyo

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.

  1.   Ivan21 dijo

    Tiene sentido obtener el código justo ahora en 2020, al menos que sirva para implementar en la primera PS, jaja