Nadie se quiere postular para ser el nuevo DPL de Debian

El líder del proyecto Debian o (DPL, por sus siglas en inglés) es el representante oficial del proyecto Debian. El líder del proyecto es un desarrollador de Debian designado por un período de un año después de una elección en la que todos los desarrolladores de Debian son elegibles para votar.

El DPL de Debian tiene dos funciones principales, una interna y una externa. En su función externa, el DPL representa el proyecto Debian ante los ojos del mundo exterior.

Esto incluye proporcionar entrevistas y presentaciones sobre Debian, asistir a ferias comerciales y establecer buenas relaciones con otras organizaciones y empresas.

Mientras que internamente, el DPL de Debian está liderando el proyecto y estableciendo el curso de acción: necesita hablar con otros desarrolladores de Debian, especialmente con los delegados, para ver cómo puede ayudarlos en su trabajo.

Una de las principales tareas del DPL de Debian es, por lo tanto, coordinar y comunicar.

¿Cómo es elegido el DPL de Debian?

Seis semanas antes de que finalice el mandato del Líder del Proyecto, el secretario del Proyecto prepara una nueva elección y se lanza una convocatoria para las nominaciones.

Solo las personas reconocidas como desarrolladores de Debian son elegibles y tienen una semana para compartir sus intenciones.

Luego sigue un período de campaña de tres semanas. Los desarrolladores de Debian votan por las últimas dos semanas para elegir el nuevo DPL de Debian.

Aunque en las boletas para la votación existe una opción que indica que “ninguno de los candidatos” lo cual permite, si gana la mayoría de los votos, comenzar todo el proceso desde el principio.

Pero, ¿qué pasaría si el proyecto Debian celebrara una elección y al final no se presentara ningún candidato?

No quieren responsabilidades extras la gente de Debian

Este año, el 3 de marzo, el secretario del proyecto, Kurt Roeckx, envió la solicitud de solicitudes.

Pero el 10 de marzo, ningún candidato elegible había presentado su nombre. Chris Lamb fue notable por su ausencia en la discusión, sugiriendo que no desea postularse para un tercer período.

El período de la campaña ya debería haber comenzado, pero parece que a nadie le interesa la posición del DPL de Debian este año.

Aunque los protocolos internos de Debian naturalmente describen lo que debe suceder en esta situación: el período de aplicación se extiende por una semana.

Por lo tanto, todos los desarrolladores de Debian que no han postulado después de la fecha límite tienen ahora siete días adicionales para rectificar el proceso.

La nueva fecha límite es el 17 de marzo. Sin embargo, si esta fecha límite no soluciona esta situación (cero candidatos al final), se extenderá una semana más y este ciclo se repetirá indefinidamente hasta que alguien envíe su nombre.

Sin embargo, el nuevo jefe del proyecto recién elegido tendrá que esperar hasta el final del mandato de Lamb antes de asumir sus funciones completas.

Al mismo tiempo, no hay ninguna disposición para bloquear el DPL saliente de la oficina y obligarlo a continuar cumpliendo con sus deberes cuando expire su mandato.

Ya con al menos una semana de retraso, ahora es seguro que el proyecto Debian se ejecutará por un tiempo sin un DPL.

A algunos desarrolladores parece gustarles esta posibilidad e incluso sugieren que se instale un sistema de aprendizaje automático en esta posición.

¿Qué sucede en estos casos?

La buena noticia es que esta eventualidad ha sido prevista en la constitución del proyecto: “Por lo tanto, en ausencia del DPL de Debian, el presidente del comité técnico y el secretario del proyecto Debian tienen derecho a tomar decisiones, en la medida en que lo sean capaz de ponerse de acuerdo sobre la naturaleza de estas decisiones “.

En otras palabras, el proyecto Debian todavía funcionará por un momento sin un DPL, aunque varios aspectos de las actividades del proyecto pueden desacelerarse y complicarse si la situación actual persiste.

Uno puede preguntarse, sin embargo, por qué nadie parece querer liderar este proyecto. El hecho de que esta es una posición no pagada que requiere mucho tiempo y viajes puede ser un factor.

Si esto fuera parte del problema, Debian podría considerar hacer lo que varias organizaciones similares hicieron y crear una posición pagada para este trabajo.


Un comentario, deja el tuyo

  1.   Andreale Dicam dijo

    Es completamente comprensible su Contrato Social y es uno de sus pilares que la han llevado a ser referente en su implementación como Server o terminal de escritorio, pero se convirtió en su mayor limitación para trascender y convertirse a manos llenas en mucho más a lo logrado por RedHat, Ubuntu y OpenSuse. El posicionamiento de marca que ha logrado Debian es demasiado respetable y totalmente desperdiciado. En mi humilde opinión respetando contrarias, Debian estaba llamada a ser líder mundial en ésta materia, pero por alguna razón decidieron seguir el camino del monje y la vida monástica. Pudieron organizarse industrialmente a algo parecido a lo visto en muchas estructuras religiosas, donde nadie es dueño de nada, cada cargo es transitorio, pero sólidos económicamente y con un alto sentido de autocontrol fiscal. Lástima, no fue así ni lo será.

    Ahora están pagando las consecuencias. Requieren del patrocinio urgente de filántropos con dinero para donarles que permitan flujo de caja hasta para viajes, viáticos, alojamientos, promoción educativa, etc., que pensando en una organización tan grande como lo es Debian serían nimiedades, pero no pueden.

    La pregunta del millón es: y qué es de la vida de Canonical? Ubuntu en buena medida se ha construido sobre Debian, y muchas críticas a la primera (con razón) se dirigen a que no están redistribuyendo la poca o mucha ganancia económica que con mérito han logrado. En varias ocasiones he leído en foros que ya ni código aportan, el mismo Ian Murdock fundador de Debian se quejaba que hoy por hoy una parte de la paquetería ya no es compatible con Ubuntu vistiendo los mismos binarios.

    Y este ridículo culpa entonces de quien? de ambos, tanto de Debian que tercamente se niega a construirse comercialmente sin abandonar sus principios y prefiere seguir mendigando sin necesidad, y de Canonical por tacaños y desagradecidos.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

*

  1. Responsable de los datos: Miguel Ángel Gatón
  2. Finalidad de los datos: Controlar el SPAM, gestión de comentarios.
  3. Legitimación: Tu consentimiento
  4. Comunicación de los datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal.
  5. Almacenamiento de los datos: Base de datos alojada en Occentus Networks (UE)
  6. Derechos: En cualquier momento puedes limitar, recuperar y borrar tu información.